Una nueva concepción en novias

Las nuevas tendencias en novias apuntan a que éstas estén cómodas y holgadas al momento de disfrutar de el evento más esperado por ellas.

Por este motivo, los modistos y diseñadores de vestidos de novia han planteado un innovador concepto en base a la elegancia, pero a la vez, a la comodidad y a la posibilidad de movimiento, especialmente en el momento del baile.

Para lograr un estar cómodo y agradable por parte de la protagonista de la noche, se han planteado vestidos amplios, con líneas simples, caídas, despegadas del cuerpo. Siempre se sugiere que este tipo de vestidos sean utilizados por novias muy delgadas, y en lo posible, de contextura pequeña.

Pero para aquellas que no cumplen estas condiciones, tampoco hay imposibilidad en estar afablemente en la fiesta. Una propuesta que es aconsejable para las más rellenitas, es confeccionar un vestido en capas. Es decir, preparar un vestido solero, ajustado o no al cuerpo, pero con falda cómoda, preferentemente corta, y sobre éste, una falda amplia, que cubra la solera propiamente dicha.

Los tajos, las faldas con amplitud media y los hombros al descubierto son otras posibilidades de practicidad y comodidad. Siempre deben ser dispuestas, estas estrategias, de acuerdo a los requerimientos de la novia, a sus expectativas y a los manifiestos acerca de su comodidad.

En épocas invernales, para aquellas novias que deseen estar cómodas y a la vez abrigadas, se puede apelar a un tapado, una capa u otro similar que se adapte al estilo propio del vestido.

Escrito por | 15 de julio de 2011 | 0 comentarios
Categorias: Vestidos de novia | Etiquetas: , ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta